Vodka martini

Un vodka martini, también conocido como vodkatini o cóctel de canguro, es un cóctel hecho con vodka y vermut, una variación de un martini.

Un vodka martini se hace combinando vodka, vermouth seco y hielo en una coctelera o copa mezcladora. Los ingredientes se enfrían, ya sea removiendo o agitando, luego se cuelan y se sirven “directamente” (sin hielo) en una copa de cóctel fría. La bebida puede ser adornada con una aceituna, un “twist” (una tira de cáscara de limón exprimida o retorcida), alcaparras o cebollas de cóctel (con la guarnición de cebolla específicamente dando un vodka Gibson).

El vodka martini se ha convertido en un cóctel común y popular. Algunos puristas sostienen que, si bien es una bebida perfectamente fina, no es un verdadero martini, que tradicionalmente se elabora con ginebra.

Lista de variaciones

Existen variaciones en un vodka martini, generalmente añadiendo más ingredientes al cóctel. Existe un debate sobre si estos son o no verdaderos martinis.

Un “Espresso Martini” se hace con vodka, café expreso, licor de café y jarabe de azúcar. Es popular en los restaurantes como postre. Existen muchas variaciones, pero la mayoría implica agitar un chupito de espresso con los ingredientes y servirlo en una copa de martini fría. Al agitar un chupito de espresso fresco se crea una capa dura de crema que se adorna con tres granos de café en el centro.

Un “Porn Star Martini” utiliza tradicionalmente vodka con sabor a vainilla. Éste se mezcla con el Passoã y el zumo de maracuyá, antes de ser servido en una copa de martini, acompañado de un chupito relleno de prosecco.